23 abril, 2016

( XXIX VOLTA A PEU I VOLTETA D'ALAQUÀS - 5100 mt ) Reencuentro

Cuatro meses sin correr, literalmente sin correr. Manteniéndome con spinning, elíptica, pero sin correr, lo que ha hecho que mi maltrecha rodilla me haya dejado en paz todo este tiempo. Vamos a tentar la suerte y probar hoy.
Allí que quedo con Parker y París, otrora dos grandes corredores y ahora con una forma tan lament... tan baja como la mía.



Ahí que salimos los tres presumiendo de quien va a ir más despacio y nada más arrancar me quedo en medio entre Parker que se me ha ido un poco, previsible y París que se queda atrás, previsible.
Aún sabiendo que es un error intento llevar el ritmo del taxista y siempre lo tengo a escasos metros.
Un par de kilómetros con buen ritmo y cómodo. Sobre mitad de carrera lo empiezo a pagar y el último tercio ya sufiendo un poco.



No me ha dolido nada, noto los músculos muy cargados por la inactividad y he visto amiguetes.
Tarde fructífera.

27 diciembre, 2015

( IX SAN SILVESTRE RIBA-ROJA DE TÚRIA - 3920 mt ) Amnésico

Un par de meses sin correr y vamos a probarnos un poco.
Como me ha ocurrido en alguna ocasión escribo está crónica algunos meses después. La verdad que no me acuerdo de casi nada. Así que así se queda esto.
Ah sí.. machaqué a Coto como casi siempre ;).

09 octubre, 2015

( XXVI VOLTA A PEU 9 D'OCTUBRE VILAMARXANT - 10 km ) RETIRADA

La edad no perdona. O sí podría, pero a mis rodillas no. Salgo a correr, voy cómodo pero al día siguiente duele. Vaya si duele. Fueron meses de rehabilitación, sesiones con maquinitas y no correr. Estuve bien, pero fue de nuevo salir de correrías y ahora no sólo una, ahora las dos.
Total que ante mi último entrene había tomado la decisión de no salir más a correr. Decisión inapelable, irrevocable, definitiva, incuestionale... decisión que se pospone por causa de fuerzas mayores hasta la carrera de hoy.

Mi archienemigo Coto,  a quien estoy ya cansado de derrotar carrera tras carrera me ha lanzado un órdago con una apuesta sin precedentes. Más allá de la capacidad, las mofas, los desquites.. en esta carrera hay algo más, y no estoy hablando del honor, que de eso tenemos poco, no me refiero a la presencia por primera vez entre nosotros del pingponero Tala, que también sería buen motivo. La causa de fuerza mayor es una apuesta. La apuesta no viene al caso, pero sí el hecho que es algo que me hace mucha ilusión. Tanta como para arriesgar mis articulaciones.

 
Tres pingponeros tres
Son demasiados días sin correr. La salida muy suave. al principio Tala viene con nosotros, hasta el kilómetro uno más o menos, donde ya ve que no puede seguir nuestro ritmo. Vamos demasiado lentos para él. Así que opta por hacer su marcha y perderse el duelo.
Vamos saliendo del pueblo con ligero descenso, y fijándome en las flechas de doble sentido veo que va a ser el mismo camino de regreso, entonces de ligero ascenso.
No me veo con fuerzas para probar ni para intentar desfondar a  Coto,  por lo que los dos vamos bien tranquilos. En las subidas nos controlamos.
Sobre el kilómetro 5 intento una subida de ritmo manteniéndolo bastante tiempo. No lo consigo soltar pero seguro que algo de desgaste habrá producido. A mí sí.
En unas bajadas al Turia hay subidas aunque cortas pronunciadas, y Coto se me despega, aunque controlado en la distania me doy cuenta que sólo con que aumente un poco el ritmo soy incapaz de seguirlo.
Será posible que en el día más importante me gane? Es el kilómetro 7 y casi por hecho que así será. 
Pero no sólo no sube el ritmo sino que lo decrece. Por lo que poco a poco me acerco a él.
Kilómetro 8 y medio. Llego a su altura, estamos dejando atrás el Turia y la huerta, y en mi cabeza tengo en mente el último kilómetro que será pendiente hacia arriba, un terreno donde Coto puede ser superior a mí.
Llego a su altura y le invito a quitarse los auriculares. Con las fueras al límite le ofrezco tablas, dejar las cosas en empate y llegar tranquilos a meta. Al principio se niega, pero a los pocos segundos acepta. Así que el último kilómetro muy tranquilos hasta meta. En este último kilómetro me voy dando cuenta que él está más muerto que yo. Yo incluso he recuperado fuerzas y me vería pletórico para lanzar un sprint de 400 metros.Ahora no tengo dudas que hubiera ganado, igual de que en el km 7 que hubiera sido derrotado Pero hay que respetar el pacto entre caballeros. Así que como una pareja de enamorados entramos en meta cogidos de las manos. 



Y hoy, tras 11 años, 223 carreras blogueadas, muchos entrenamientos, unos diez pares de zapatillas, decenas de camisetas, algunos amiguetes se acabaron las carreritas definitivamente.
.
.
.
.
.
.
.
.
.
.
.
.
.
.
.
.... definitivamente hasta que no me vuelva a doler nada y me encuentre bien y me busque un reto y vuelva a recaer.








20 septiembre, 2015

( III 5K MANISES MEMORIAL JUAN RAMON FERRER - 5km ) Estratego

Ha sido una semana previa de apuestas, fanfarronadas, piques, honor en juego, falsas estrategias publicadas ... mi archienemigo corredor Coto no acepta mi superioridad. Ni con mi mala forma y dolores yo me puedo ver derrotado por él. No obstante, como es buen chaval me recoge en casa y salimos hacia el vecino pueblo de Manises.





Aparcamos en la salida. Literal.
Con tiempo suficiente caliento ni mucho ni poco, lo justo. Cinco kilómetros por delante.
Se da la salida y empezamos juntos. A los pocos metros se inicia un descenso hacia la huerta, sin gastar muchas fuerzas le pego un fuerte acelerón para ver la respuesta del rival. Se me acerca y me comenta que si lo pienso dejar así lo llevo claro.
Lo que hemos bajado lo tenemos que subirlo, y subir no es lo mío. Pero no hay ataque, seguimos conservadores.
De nuevo en el llano hago otra probatura aumentando el ritmo, pero como tampoco estoy para tirar cohetes no lo aguanto mucho tiempo y no hace mella en Coto.
De vez en cuando se me pone delante, pero me pienso que es como esos ciclistas que van justos y se ponen delante para marcar ellos el ritmo. Perico Delgado creo que lo hacía.
Al bajar por la estación de metro ya más o menos puedo intuir el circuito y calcular el resto de carrera. A falta de dos kilómetros me planteo intentarlo más seriámente. Aumento muy paulatinamente, más un poco más y nada, no puedo dejarlo.
Calculo que quedará un kilómetro y como un truco de magia en el momento oportuno aparece una liebre. Veo que viene un corredor con un ritmo muy superior al nuesto. No me lo pienso mucho y me voy con él.
La sobra de Coto que durante gran parte de la carrera veía delante de mí reflejada en el asfalto se va quedando atrás. Esto me da fuerzas para seguir al ritmo de mi bien hallada liebra, aguanto con ella unos 400 metros y luego la dejo ir, he de volver a un ritmo más flojo. Mi límite de fuerza ya está agotado, si lo tuviera cerca o me pasara no habría ninguna capacidad de reacción. Giro la cabeza lo veo bastante alejado y creo que peor que yo. A falta de 200 metros ya lo veo claro.
Entretenida carrera. Me pegaré un buen almuerzo a la salud de alguien.

19 agosto, 2015

( 35 Volta a peu Almassera - 8 km ) Sprint .. o lo que sea.

En pleno agosto hemos quedado tres pingponeros-corredores para medir nuestras fuerzas en Almassera.

El menos flojo se veía ganador
Con soportable calor a última hora de la tarde comienza la carrera. Mi salida es muy conservadora, en el día de hoy no sé muy bien como andaré de fuerzas. Tras unas pequeño callejeo por el pueblo salimos a la huerta y allí empiezo a controlar en la distancia a Coto, ensimismado con sus auriculares. A Fede lo pierdo de vista.
A falta de 3 kilómetros, casi sin quererlo veo que la distancia se reduce entre Coto y yo. Y cuando lo quiero me pongo a su espalda. Cual caballo con orejeras, perdón, cual burrico con orejeras y con auriculares no se entera de mi presencia, a pesar de que le estoy tirando mi aliento en la nuca. 
Mi temor es que se gire, me vea, acelere y yo que no voy sobrado de fuerzas me quede rezagado.
En caso de que no me vea tengo que ser cauteloso donde atacar. Hoy no puede ser como en la nocturna de Ribarroja que le adelanté con artimañas escondiéndome tras un grupo. Hoy estamos solos él y yo.
A falta de unos 200 metros le paso con un ritmo aceptable. Espero que claudique. Pero no, lo tengo pegadito a mí. Para mi sorpresa veo que puedo aumentar y aún me queda un punto. Sigo teniéndolo pegado pero con sensación de control. Llego a meta con medio cuerpo de ventaja, y las piernas muy molidas. Coto, otra vez será !! o no. Y Fede esperándonos.

12 julio, 2015

( XXIX VOLTA A PEU A LA POBLA DE VALLBONA - 7600 mt ) Post pirineo

Regreso a casa tras pasar unos días dejándome el ELO y pateando por Pirineos. Me encuentro esta carrerita en el pueblo de al lado. Vamos.
Poca forma, y mucho calor. No recordaba el recorrido, pero conforme pasan los metros voy a haciendo memoria del calvario del año anterior, y hoy es más de lo mimo. Las cuestecitas y la alta temperatura me pueden, me ganan, me rebasan. Quedo ko a falta de 3 kilómetros. Aunque sea bajada lo paso mal hasta llegar a meta.

26 junio, 2015

( XII Volta a peu nocturna Riba-roja de Túria - 7 km ) Competitiva

Algo más de tres meses han pasado desde mi útima carrerita.
Desde entonces he salido a trotar dos veces. Literalmente dos veces. Con algo de bicicleta y algo de elíptica confío en mantener la forma.
En días previos el pinponero Coto me quería picar, hasta apostando que me pagaba un traje o un embalaje.. no sé, no era un ultraje pero rimaba. La cuestion es que yo no estaba para apostar nada, aunque en las anteriores carreras previas a mi "retirada" siempre me veía la espalda.
Ha habido quien ha pensado que me estaba haciendo la víctima con que si no sabía si iba a terminar, si igual me paraba en la primera vuelta, si no había salido en tres meses..... Sirva esta entrada de blog para dar mi palabra que ese era mi pensamiento antes de correr. No me veía muy capaz de correr 7 km seguidos. Pero a Coto le aconsejaban no fiarse, que podía ser estrategia.
Quedo con el escaquista París para salir juntos. La estrategia a seguir ya que estamos los dos muy desentrenados es la que seguimos en http://corremiguelcorre.blogspot.com.es/2014/03/15k-valencia-abierta-al-mar-15-km-final.html y que tan buen resultado nos dio.
Y así salimos, pero al poco me entra subidón de moral y de fuerzas, me despido del amigo París y me lanzo a la aventura.
Sobre el kilometro dos adelanto a Coto, que poco después, en la bajada final del primera vuelta me pasa murmurando no sé que de que estos a mí no me doblan. Estábamos oyendo la sirena de la moto policial pues el primer clasificado estaba ya entrando casi en meta.
Dejo que coto se distancie un poco y en la avenida de la paz me arrimo a él como una lapa. Observo sus giros de cabeza y si el ladea hacia la derecha yo me pongo a su izquiera. No quiero que me vea, me reservo el ataque sopresa.
Me pienso atacar al finalizar la avenida la paz, cuando empieza la subida, pero no me veo sobrado de fuerzas, más bien todo lo contrario y opto por esperar.
En la calle mayor tiene que ser, pero cada vez estoy más cansado y sé que si ataco y el enemigo cotraataca me rendiré falto de fuerza.
Se nos acercan por detrás un grupo de 5 ó 6 corredores, nos van a adelantar por la izquierda. Hay que hacer algo. Aunque son todos más bajos que yo me la juego y me coloco totalmente a la izquierda, con la esperanza que no me vea coto, pero sin la certeza que así haya sido.
Dejamos la calle mayor, algo más llano, pero sin fuerzas, no puedo decrecer el ritmo sabiendo que queda poco para el descenso final, y sin saber si me siguen de cerca. Llego a meta muy muy muy cansado y al poco llega Coto.

Un potaje tampoco era.



08 marzo, 2015

( XIX MEDIA MARATON RIBARROJA DEL TURIA - 21097 mt )


*
Tres meses de "duro" entrene se deberían notar.
Esta mañana se verá.
Con confianza afronto la salida. Ritmo como siempre conservador y dentro de mi plan trazado.
Antes de salir a la huerta, dentro del pueblo hemos de subir dos cuestas para mí respetables, más que nada por perder el ritmo. Las afronto bien Tras seis kilómetros urbanos salimos del pueblo y vamos a mi zona de entrene. Continúo sin problemas con el ritmo prevsito kilómetro a kilómetros como un reloj suizo.
Llegamos a Masía de Traver, donde mis compañeros de club ejercen de voluntarios obligados tal como yo con ellos otros años, pero esta edición opté por correr. Llegamos a Masía de Traver y desde la entrada a la urbanización hasta la salida a la carretera de Manises es todo subida. Hasta aquí llegó mi plan. Algo más de un kilómetro que se hace muy duro para mí. Al acabar la subida mi fuerza se va con ella. Quedan más de 4 km y ya estoy KO.
Nueva llegada al pueblo, nuevas pequeñas subidas que se me hacen tourmaleses. Y sólo la inercia me lleva a meta.


*( Entrada escrita casi 4 meses después. Lo que me ha dado la memoria)

01 marzo, 2015

( 15K Ciudad de Valencia abierta al mar - 15 km ) Preparado

A una semana de mi objetivo marcado me vengo, esta vez solo, a Valencia a probar 15km.
Tengo que levantarme muy temprano, salir con tiempo, recoger el dorsal que me marean hasta que consigo averiguar donde lo dan. Lo recibo con una camiseta que no es de mi talla. Con la búsqueda del dorsal, y dejarlo en el coche ya me he hecho 3 km de buen calentamiento.
Cerca de la salido veo a un grupo de coyotes conocidos y foto para el recuerdo.





Sobre unas cinco mil personas en esta carrera y yo como casi siempre saliedo por la cola.
El primer kilómetro entre salido y cogiendo el ritmo me pienso que voy bastante despacio, pero el mirar el tiempo de paso no lo es tanto. Me establezco en un ritmo cómodo, algo más deprisa que lo que quiero llevar en el medio maratón, y así van pasando algunos kilómetros por avenida del puerto, alameda, viveros, Blasco Ibáñez, donde adelanto a Anita.
Sobre el km 10 ya va pesando las piernas, pero puedo seguir a ese ritmo. Conforme vamos a meta voy sufriendo un poco, pero sólo un poquito. Casi al final veo a Bea, como en los viejos tiempos por los mismos ritmos, aunque ahora parece que los dos vamos mejor.
Final. Me doy cuenta que jamás había corrido 15 km en este tiempo y no lo he pasado tan mal. Será que los últimos 3 meses de entrenamiento dan sus frutos.
El domingo va la buena.

22 febrero, 2015

( Corre por una causa - 9700 mt ) El otro río

Siguiendo con la preparación nos venimos desde el pueblo Coto y yo a correr al río de la gran capital.
Escasas 200 personas en una carrera solidaria que se va a desarrollar toda por el viejo cauce del río Turia.
La salida desde las pistas de atletismo. Quiero salir suave y cómodo, pero la pista con su tartan me puede y comienzo a un ritmo que a Coto se le atraganta.
Un recorrido hecho por mi centenares de veces cuando vivía en Valencia. Pocos corredores pocas referencias. Me quedo perdido en tierra de nadie con gente bastante por delante y bastante por detrás. Aún así no pierdo de vista a mis predecesores siempre a un buen ritmo; igual demasiado alto cosa que hace que el km 8 esté medio KO. Aún así, a duras penas a meta y no veo a Coto, no veo a Coto, coño! ya viene Coto.
Demasido rápido para mi gusto. mejor más calmado y llegar sobrado que en dos semanas toca medio maratón.
Aprovechando que no hay casi gente y han puesto masajes gratuitos me doy uno a cuatro manos. Casi me quedo durmiendo.
A casa

08 febrero, 2015

( I CARRERA SCOUT BURJASSOT - 9500 mt ) Ni frío ni calor. Cero grados.



En pleno proceso de preparación cambio un día de entrenamiento por una carrera en Burjassot. Más divertido que salir solo por el río, que por muy bonito que sea acabo por conocerme todas las curvas, puentes, minisubidas, serpientillas y ramas que te dan en la cabeza si no las esquivas.
Vista la temperatura de los días anteriores y mi acojonamiento ante el frío me equipo con dos pantalones largos, camiseta larga y cortavientos, guantes, braga y protege pezones.
Pues allá que vamos Coto y yo bastante temprano. LLegamos, gestionamos el dorsal que no teníamos y pasamos frío, para calentarnos nos subimos al coche a hacer tiempo. Sin mariconadas.



Un 10K en Valencia serían miles de personas, quizá millones. Aquí en Burjassot no llegamos ni a doscientos corredores.
Se da la salida y yo como siempre precavido. Coto que ya va cogiendo experiencia no se lanza como un loco para quemarse en el km 3, pero no hace más que mirar para atrás para ver lo cerca que está el coche escoba. Que siendo tan poca gente no estamos muy lejos de él.

El circuito es todo por el casco urbano, con bastantes subidas y bajadas, en las subidas se me va mi compañero y yo no quiero subir pulsaciones. Luego lo vuelvo a coger y así en todas las subidas.

Por la parte antigua del pueblo pasamos por el Gran Café Cervellera, otrora sede del Club de ajedrez Burjassot, dondé pasé gran parte de mi adolescencia y me curtí como un mediocre jugador de ajedrez pero gran dominador de otras artes como futbolín, billar,  dominó, parchis, gran variedad de juego de cartas y otros menesteres. Y sobre todo conocí bastantes amigos. Eso sí, por allí creo que jamás entró ninguna chica.
Esté café Gran Café Brasileño Mariano Cervellera creo que era su primer nombre, que databa del siglo XIX, que aún daa señales arquitectónicas colonialistas, que tenía que ser patrimonio de la humanidad, o al menos de Burjassot ahora se ha convertido..... en una tienda de chinos. Una pena.

Con un buen ritmo, se notan los entrenamientos, llegamos a al km 8, y conociendo el terreno me doy cuenta que sólo puede ser llano y bajadas hasta meta. A pesar de haber pasado un bache un par de kms atrás ahora me encuentro bien y me despido de Coto que en principio no puede seguirme. Y qué coño, ha quedado delante de mí dos carreras y a la tercera va la vencida.
Aumento poco a poco el ritmo los últimos dos, que al final me doy cuenta que sólo es un y medio y llego a meta sin sufrir. Coto entra bastante cerca.
Los progresos han sido bastante buenos en cuanto a resistencia y velocidad.
Sigue así chavalín.

Estirar un poco, beber y a casa. Justo un mes para mi objetivo.
I CARRERA SCOUT BURJASSOTI
I CARRERA SCOUT BURJASSOT
I CARRERA SCOUT BURJASSOT

11 enero, 2015

( 10K Valencia - 10km )

Quedamos tres pinponeros para esta carrera.
Coto y yo por una parte y Bomber con un nivel muy superior.
Al ser tres los integrantes del equipo de tenis de mesa el patrocinador de las camisetas del club se une a nosotros y además nos presta parking en la zona, o algo así.



En el calentamiento nos perdemos todos.
Yo en la salida me voy casi al final. Hay muchísima gente. Cuesta adelantar, pero en principio no me importa para calentar bien. Los primeros 2 km siempre me cuestan y prefiero hacerlos muy cómodos.
Cada vez me voy encontrando mejor y el ritmo va subiendo paulatinamente, haciendo slalom para pasar gentes y más gentes.
Como salí de muy atrás adelanto a muchos y me adelantan pocos. Así parece que motiva más.
A falta de 2,5 km veo a Coto unos metros más adelante. Esta vez me lo tomo con calma sin prisas para cogerlo. Cuando llego a su altura le amenazo con un hachazo. He llegado más rápido que él y para querer rematarlo aún aumento más el ritmo. Me sigue y pienso que pronto caerá y así parece que es. Pero quedando un km resurge como el ave Félix ( Fénix, ave Fénix Amador) y me sobrepasa. Juventud, divino tesoro. A pesar de no estar extenuado sin embargo no puedo acelerar el ritmo y he de dejar que marche victorioso a la meta.
Yo llego con el objetivo cumplido para mis ambiciosos planes de futuro. Sólo me he ido dos segundos de mi marca prevista y le gano un café al bombero , quien lleva una eternidad esperándonos.

20 diciembre, 2014

( San Silvestre Ribarroja - 3900 mt )

Siendo en mi pueblo no me la podía perder.
Quedo con pinponero Coto de nivel en principio similar al mío, por lo que en el club se ha establecido una especie de apuesta por ver quien llegará primero.
En la salida Coto impone un rimto suicida y le dejo ir, pero tengo que poner un ritmo activo.
En este pueblo ya se sabe; se puede subir y bajar constantemente, y un poco así es la carrera.
Cuando estamos en la parte más baja de la sansi vuelvo a divisar a Coto, falta poco para pillarlo.
Primer error: acelero más de la cuenta.
Llego a su altura.
Segundo error: no le doy el hachazo en ese momento.
Cuando ya estamos casi en la plaza del final de carrera horror, se han de hacer unos cientos de metros más. Desconocía el recorrido. Estamos subiendo, estoy justo. Se me hacen eternos y el rival a batir aprieta un poco y yo ya no puedo seguir.
El reto es para él.

23 noviembre, 2014

( 10k Mislata - 9560 ) Salir del bache

Llevo ya algún tiempo sin notables molestias, por lo que he decidido cambiar el spinning por volver a salir a correr más habitualmente.
Ya hasta me atrevo con careras de 10 km y me vengo a Mislata con precaución.
Calentamiento moderado y salida moderada. No me voy encontrando muy mal y todo es un aumento de ritmo continuo hasta acabar en mis previsiones más optimistas.

31 agosto, 2014

( V CARRERA POPULAR BENISANO - 7250 mt ) El sprint del camino

Anoche mismo volvía de hacer unas etapas del camino de Santiago. Y como si no me hubiera cansado bastante, que la verdad que no, madrugo esta mañana para esta carrerita al lado de mi pueblo.
No había visitado Benisanó, la salida está en las puertas del castillo. Es digno de ver.
Me encuentro allí a Anita que también aparece por las carreras de la contorná.
Con algunos pequeños sube y baja la completo cómodamente.

13 julio, 2014

( Volta a peu a Pobla de Vallbona - 7330 mt )

Un paseito por el pueblo de al lado. Con las ligeras subidas que se me hacen largas y las ligeras bajadas que también.
Aprovecho cuando no me duele nada varios días seguidos para no perder la costumbre de correr. Pero con la forma casi perdida.

27 junio, 2014

( XI VOLTA A PEU NOCTURNA RIBA-ROJA DE TURIA - 7 Km) Jugar en casa

Correr en casa nuévamente.
Un par de años que no se celebraba la nocturna de Ribarroja.
Tras un intento fallido de reunir varios coyotes de la vieja guardia y ver a otros  me reúno con gente del pueblo en la pre salida. Coto va a debutar acojonado de poder quedar el último. Pero tras nuestra pequeña salida unos días antes ya le aseguro yo que no.


Las diez de la noche, buena temperatura para la salida.
El primer kilómetro acompaño al novato. Me voy sintiendo muy bien y le digo hasta luego. A pesar de no salir a correr estos días atrás me he sentido muy bien con la bici y aquí se va notando. Kilómetro a kilómetro voy aumentando el ritmo, de menos a más, como me enseñaron en mis inicios.
Me está gustando alternar bici y correr.
Ay ! si supiera nadar.
Muy buenas sensaciones hoy.
Monikita me da la bolsa y a casa andando, que hoy queda cerca.


31 mayo, 2014

(Gran Fons de Lliria 2014 - 15 km ) Podemos


Llevo unos días que no me duele nada y tengo la moral por las nubes, sobre mi mente planean las opciones de volver a preparar algo serio. Mi corazón dice sí, mi cabeza y mi vaguería dicen no.
Sea como sea hoy me atrevo con 15.
Quedo con Ana y nos vemos allí. Un poco de calentamiento, con los pogresivos que me enseñó el sensei París y a jugar !!
Salgo más que precavido, noto que Ana se me quiere acelerar. "Mejor que no" Al final acaba yéndose unos metros, yo sigo a lo mío, con sensaciones no muy buenas, sin cansancio pero cansado, sin dolores pero con dolor, sin ganas pero sin ganas. Sobre el 7 vuelvo a coger a Ana, le echo la bronca por no ir de menos a más y no seguir mi ritmo y rompo mi promesa de acompañarla hasta el km 10 y me voy sobre el 9. Aumento algo el ritmo y para mi sorpresa me doy cuenta que no sólo no me canso más sino que ahora voy más cómodo. Pues así desde el 9 hasta meta, con buenas sensaciones.

16 marzo, 2014

( I CURSA POPULAR DE BELLREGUARD - 7150 m ) Fallas no, gracias.

Escapando de las fallas me vine a Gandía, y estando aquí me di cuenta que en Bellreguard había carrerita. Así que para pasar el rato ahí que vamos.
Me inscribo a última hora y me sacan una pasta. Podría ir de polizón pero decido pagar y otra camiseta.
Sin esperar encontrarme a nadie me veo al escaquista Rufino y nos saludamos.
La carrera, al contrario que otra que hicimos en esta localidad no es en la playa, sino en el pueblo. El recorrido no tan bonito.
Siete kilómetros con un ritmo constante, sin sufrir y echando la mañana.


02 marzo, 2014

( 15K Valencia Abierta al Mar - 15 km ) Final feliz

Tras haber corrido la pasada semana con buenas sensaciones tuve un subidón de moral y decidí inscribirme a esta carrera.
Se me ocurrió salir el pasado martes a trotar un poco, yo a solas, como hacía más de dos años que no hacía. Grave error: en apenas 3 km me paré hastiado y con molestias. Grandes dudas para el domingo.
Quedo con Amador y París para ir con ellos.
De madrugada se me pasa por la cabeza mandarles mensajes y no ir, ir y no correr, salir y darle mi dorsal a París, llegar hasta el 5 y parar, llegar hasta el 10 y parar.
Cuando Miguel se despierta, se levanta, se viste para la carrera se llena de motivación. Aún así las dudas son altas, hace más de dos años que no hago 15 km. y mis únicos entrenamientos son con la bicicleta.
Salgo para Valencia, recojo a París y a Amador y para el puerto.
Precalentamiento muy suave. Mucha gente en meta y más motivación.
París y yo salimos totalmente a la cola. La salida muy muy suave, hasta el km 3 es puro calentamiento.
París por la alameda le "roba" el dorsal a un retirado, tal como le quitaban la chapa a los soldados muertos en las guerras. Ese hombre se verá en lo más profundo de la clasificación.


Cada km subimos un poco el ritmo, siempre de menos a más. Hasta el km 10 todo va como la seda. A partir de ahí llega el cansancio y lo que es peor, algo de molestias. Son leves y ni se me pasa por la cabeza parar. Los últimos 5 kilómetros se me hacen muy cortos, adelanto a Anita pero no me doy ni cuenta y me saluda ella, en la última curva vemos a Amador ya esperándonos y  meta. !!
Estiramientos, un platano, agua.. y cuando vamos a recoger a Amad... al señor X... esto que voy a contar puede ser ficción o realidad. El pobre chaval, que no estaba esperando en un punto ya más de 20 minutos estaría pensando "si me voy de aquí igual no me ven y no me llevan en coche a casa y para coger el valenbisi estoy yo ahora". Cuan sería su grado de incontinencia urinaria que si bien alejado de la masa humana sí permanecía a la vista de cientos de personas,  se arrima a una palmera a la que empieza a dar calor con su agüita amarilla. Los segundos pasaban y pasaban tan lentos como ese partido de fútbol que ganas por la mínima y te acecha el equipo contrario. Pasaban lentos y fueron muchos. París y yo alucinábamos. No nos acercábamos por no desconcentrarle y a ver si acababa. Y sí, acabó y nos fuimos para casa. Alguno más aliviado que otro.Y todos con ganas de masaje. Un final feliz.